8N: limosna si, inclusión social no!

06 noviembre 2012


En la imagen que abre este post, enviada por cadena de mails por los que adhieren a la marcha del 8N, podemos ver expresada una de las preocupaciones de los concurrentes al 8N: la INCLUSIÓN SOCIAL.

El cacerolo promedio, rebosante de egoísmo, está preocupado y escandalizado por las asignaciones que reciben los más carenciados para facilitar si inclusión en la sociedad.  Ellos los prefieren excluidos, porque así, el mediocre cacerolero se siente exitoso, superior, hijos dalgo.
 
Al 8N le repugna que el otro, antes excluido, pueda acceder a alimentar y enviar a sus hijos al colegio gracias a la AUH.  Pero eso si, se dice católico...

Para el cacerolo del 8N, el excluido debe permanecer así, porque él lo decide, porque él lo señala como vago, como inútil, como bruto irredento.  El cacerolo, para ser feliz, necesita poder odiar y menospreciar.  Jamás va a hacer el esfuerzo mental de razonar el porque el excluído ha sido tal.  Jamás va a pensar todas las circunstancias sociales y políticas que han llevado a tantos a, por ejemplo, estar fuera del sistema laboral.  No les importa. Es más, ellos aplaudieron esas políticas.   Lo que le importa a ellos es que siga así, excluido, con los hijos pasando hambre, frio, sin educación... 

Así el adherente al 8N puede dormir tranquilo, sabiendo que mientras el está calentito en la cama, con la panza llena, otros tiritan de frío y hambre.  Ese es el mundo ideal de aquellos que organizan y concurren al 8N.   No pueden negarlo, se lee bien en la imagen que abre este artículo.


Al adepto al 8N le molesta la inclusión social promovida por este gobierno.  ¡Cómo darle a los pobres las herramientas para poder superar su situación!  Eso es intolerable.
El 8N considera que al pobre se le da alimentos no perecederos, de baja calidad u pocos nutrientes.  Se lo alimenta como a un animal, se lo viste con la ropa vieja que desecha la clase media, pero bajo ninguna circunstancia se le brinda la posibilidad de elegir el mismo sus alimentos, su ropa, su educación, sus posibilidades de ser en el mundo.

Pleno de egoísmo, el 8N protesta contra la Asignación Universal por Hijo y otras asignaciones que otorgan a los más necesitados la posibilidad de construirse a si mismos con acceso a la educación, a la salud, a la alimentación.   El 8N suplanta esto por limosnas que despersonalizan, que quitan al pobre la capacidad de elección a la par que le enseñan resignación.
Por eso, el 8N mientras gritan egoísmo y su odio contra un gobierno que incluye socialmente a los pobres, juntarán alimentos para alimentar la resignación en la pobreza.




Blogalaxia Tags:

3 comentarios:

Anónimo,  noviembre 06, 2012 4:41 p. m.  

evidentemente esto esta echo por los k para separar , dividir, sino preguntenle al "perro" que debe andar por ahi

Anónimo,  noviembre 06, 2012 4:41 p. m.  

evidentemente esto esta echo por los k para separar , dividir, sino preguntenle al "perro" que debe andar por ahi

Syd noviembre 06, 2012 7:20 p. m.  

Anónimo, qué debe estar hecho por los K? El 8N?

Es vox populi que los adeptos al 8N están contra las asignaciones que fomentan la inclusión social. No hay más que escucharlos, lo gritaron con veneno el 13S y en cuanto lugar pueden. Ellos son la división y el odio, solo así les puede molestar que se incluya al prójimo.

Proyectando el odio que corre por vuestras venas en los demás, no engañan a nadie. La realidad los delata. Uds los del 8N, al rechazar la AUH y otras asignaciones, son los que quieren dividir la sociedad con exclusión de los pobres. Los K queremos una sociedad para todos

Publicar un comentario

Todo Spam será eliminado. All Spam will be deleted

Related Posts with Thumbnails

  © Blogger template by Ourblogtemplates.com 2009

Back to TOP  

---------------------------
]]>